sábado, 15 de enero de 2011

AMOR Y OTRAS DROGAS... ¡Qué bonita!

Ya he visto uno de los estrenos de esta semana. Estoy contenta porque era una de las películas puestas en mi lista llamada: 'no me las puedo perder'. Y la alegría siempre es por partida doble cuando el film cumple mis expectativas; y en este caso, así ha sido. La peli en cuestión: AMOR Y OTRAS DROGAS. ¡Comencemos a analizarla! (No sin antes deleitarnos con uno de sus fotogramas)



¡Y es que no hay nada como ir a ver una comedia romántica con tu pareja! Y si encima es como ésta, que aporta unas pinceladas diferentes a este género, mejor que mejor. Y es que ¡ojo! AMOR Y OTRAS DROGAS no deja de tener los tópicos de este tipo de films, pero lo hace con elegancia, con un correcto guión, con un humor a veces irreverente mezclado con  drama y, sobre todo, (y creo que es la base para que esta película guste) con una pareja de actores con una química casi perfecta (algo que no resulta tan fácil como a veces nos creemos los espectadores). 

Los protagonistas son Anne Hathaway y Jake Gyllenhaal, (ambos de mi quinta, por cierto). Guapos, prometedores y, al mismo tiempo, ya consolidados en Hollywood, nos demuestran en esta peli de argumento sencillo lo mucho que pueden aportar con su talento interpretativo. Y muchos me diréis: '¡estás exagerando!'. Pues yo creo que no: para empezar ya tienen sendas nominaciones a los Globos de Oro de 2011 como Mejor Actriz de Musical o Comedia y Mejor Actor de Musical o Comedia, respectivamente, y para continuar... estoy segura que, a pesar de que AMOR Y OTRAS DROGAS tiene un buen guión en el que sustentarse, se quedaría en simple comedieta sin unos actores así. 

Y claro, los que no la hayáis visto todavía también os estaréis preguntando cómo en una simple comedia romántica es tan importante el buen hacer de los actores. Pues eso ya lo comprobaréis si decidís ir a verla. Por cierto, y como apunte por si algunos no habéis caído aún en la cuenta, Anne y Jake -me gusta llamarlos así porque me resultan más cercanos... :)- ya fueron pareja cinematográfica en BROKEBACK MOUNTAIN.

¿Qué más me queda por comentar? Que la película intenta ser diferente en este género y retrata una historia romántica que comienza con el sexo y luego con el amor (aunque ya no resulte tan innovador en el cine y menos en la vida real...), que la atractiva pareja protagonista muestra sus encantos en más de una ocasión a lo largo del metraje y que hay escenas bastante tórridas viniendo del cine estadounidense (evidentemente, si lo comparamos con las pelis patrias se queda en imágenes de lo más inocentes y puritanas). Además, también aparece la últimamente eterna figura -en toda comedia que se precie- del 'amigo/hermano-pesado-friki-adicto a las tecnologías', que es quien aporta el lado más políticamente incorrecto del film y culpable de buena parte de las risas incontroladas que tuve al ver AMOR Y OTRAS DROGAS. 

Dicho todo esto, creo que ha llegado el momento de que me calle. Tanto análisis y tanta disección de película va a hacer que ya no necesitéis ir al cine a verla. Y eso es todo lo contrario a lo que pretendo. Por ello, os dejo con el trailer de la peli y os invito (no en el sentido literal, que una está intentando superar la cuesta de enero como puede...) a ir al cine ahora mismo a verla. 

¡Hasta la próxima Estantería!

2 comentarios:

  1. Muchas gracias. Trataré de ir a verla :))))

    Cristina

    ResponderEliminar
  2. OK, Cristina! Ya me cuentas qué te parece. :)

    ResponderEliminar